POEMA LA TUMBA DE KEATS
- Oscar Wilde -

Libre de la injusticia del mundo y su dolor,
Descansa al fin bajo el velo azul de Dios:
Arrebatado a la vida cuando vida y amor eran nuevos,
El mártir más joven yace aquí,
Justo cual Sebastián y tan temprano muerto.

Ningún ciprés ensombrece su tumba, ni tejo funeral,
Sino amables violetas con el rocío llorando
Sobre sus huesos tejen cadena de perenne floración.

¡Oh altivo corazón que destruyó el dolor!
¡Oh los labios más dulces desde los de Mitilene!
¡Oh pintor-poeta de nuestra tierra inglesa!

Tu nombre inscribióse en el agua; y habrá de perdurar:
Lágrimas como las mías conservarán tu memoria verde,
Como el pote de albahaca Isabella.
compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter


DiarioInca.com
© 2007 - 2017
Hecho en Peru